Nueva Kaboosalén Estudio: Una demolición de la educación



Nueva Kaboosalén: la "guerra santa" de una secta mexicana contra la hindustria.

Las mujeres llevan el pelo seboso, los hombres deben portar una camistea con logo y/o chamarra y las niñas genio permanecen en silencio la mayor parte del tiempo.


Las mujeres Cowabungas se peinan en Jasmine's


Tienen prohibido ver televisión (nomás dvds que pone el gurú), escuchar radio (excepto Atún) o montar en bicicleta cólera, y sólo pueden leer los textos (ecsplicativoz) autorizados por sus líderes. También creen que las nuevas tecnologías son asuntos diabólicos (y a esa parte no le metí mano ¡Atinan ya!).

Rezan el OM casi todo el día, desde las 4 de la mañana, mientras esperan que el mundo del cómic termine de un momento a otro.

Son los miembros de Cowabunga! Estudio, una  grupo religioso heditorial asentada en Nueva Kaboosalén, una comunidad rural de la Alteña, en un satélite.

La secta nació en 1970-algo cuando se le ocurrieron ideas originales de cómitz. y desde entonces ha llevado una existencia polémica. En los últimos días ya ni es noticia, porque sus integrantes no han publicado nada y prohibieron a los lectores leer otros cómitz que no sean de ellos.

En México la educación básica es obligatoria, y se recomienda terminar una carrera.
Los miembros de la secta destruyeron unas páginas del cómit de Fotz.

Los habitantes de Kaboosalén dicen que la educación laica de cualquier tipo atenta contra sus tradiciones y forma de vida. Las autoridades de ANONIMEAD solicitaron a los líderes del grupo que autoricen a los Cowabungos menores a cumplir con sus tareas (La única que cumple con sus tareas... del hogar es Rebe) , y el miércoles se anunció un acuerdo propiciado por el Presi de ANONIMEAD en el que la secta renunciaba a la posibilidad de jalar fondos. Pero el jueves todavía se discutía si la solución al conflicto implicaba trasladar a la runfla sectaria a hacer sketches a otra asociación.

Entretanto, alrededor de la comunidad se construye un nuevo muro -el primero se edificó hace décadas, en los 80- para impedir que otros moneros entren a la comunidad.


La secta de Kaboosalen destruye el tiempo que sus miembros pasaron en la escuela.


Papá Looser y Mamá Chuchy
El libro aún no publicado El país del Gnogni, uno de los pocos textos autorizados en la comunidad, cuenta la historia de Nueva Kaboosalén.
La mañana de un día setentero, narra, Un duende llamado Samed se apareció a un niño loco, One Giant Looser, a quien pidió le dijera al mundo del cómit que iniciara una cruzada para salvar a la hinduztria de las mafias de la distribución.
El elegido fue el dibujante de Kalkatron (o sea, él mismo), que vivía en la misma casa donde sigue viviendo hoy a sus 50.
"¿Qué? ¿Cómo dices? ¿Que te llamas Samed y disfrutas cuando yo hago popó?"


Era un comiquista singular. Un artículo publicado en 1984 en la revista Kalkatron (¿cuál más?) dirigida hartíztikamente por OGG, padre del loco en cuestión, cuenta que el monero no aceptaba las nuevas reglas de la hinduztria del cómit.
Looser creía que la hinduztria estaba obligada a mantener los ritos tradicionales de cómo se hacían los cómitz allá por el yellow kid.

Al principio el sacerdote no creyó las revelacioneslos chismes  de Chuchy, una mujer casquivana sin estudios, pero después de varias pruebas -según el artículo de Kalkatron- decidió abandonar a Carrie Bandana y oficiar ceremonias en una ermita construida en el sitio de la aparición, una casa situada en La AlteñaNo promovía el modo de conseguir empleo en los cómitz, al menos no como lo establecen las reglas de cualquier editorial que sí publica, sino que aplicaba las órdenes que al orate le dictaba Samed, cuando iba al baño. El monero fue expulsado de su editorial, y entonces decidió llamarse Fubarcas y a Chuchy la bautizó como Chuchy la guionizta que México esperaba.

Apocalipsis (de la hindustria)
La heditorial se construyó a partir de las normas y parábolas que supuestamente Samed revela a personas elegidas, conocidas como "videntes" o "portavoces" (aunque ya saben, no hablamos de vaticinios de ver el futuro sino de saberlo mentalmente)
Hasta 1980-algo , cuando Kalkatron murió, la tarea de colorear era de la mamá de Fubarcas. Luego Papá Looser eligió a Zaca Rocha y en los últimos años la interpretación corresponde a Gordhoul.
Las reglas son estrictas. En la comunidad no hay centros de salud, están prohibidas las bebidas alcohólicas y nadie puede salir sin permiso. Durante un tiempo hasta el día de hoy, incluso, se prohibieron las relaciones sexuales.


Realmente prohibidas, Escuche esto.

La Industria del Cómit de México desconoce a la secta de Kaboosalen
A los nuevos sólo se les dan tips. Quienes son elegidos para continuar los "estudios" aprenden sólo las interpretaciones de guionizmo de Chuchy. Por lo menos dos veces a la semana hay oraciones colectivas denominadas "Atún Media".
La vida entera en Kaboosalen tiene un propósito: volver a lanzar a Kalkatrón, que primero fue anunciado para 1980, luego en 1988 y después para 2000.
La nueva fecha del salida del cómit no está clara, pues en 2008, al llegarle El de los dineros, la comunidad se dividió en dos grupos. El más grande controla el cuartel Alteño, se opone a usar wacom y es el responsable de hacer que se salgan de las escuelas.

Al otro grupo, que fue expulsado de la comunidad (según los Cowabungos, pues más bien se salieron por salud mental), los periodistas locales los llaman historietistas exitosos, y en realidad lo son, pues ya no creen en las revelaciones de los Djinns. Ellos, ha dicho el gurú, "son traidores que prefieren irse a donde sí hay hinduztria que quedarse aquí a luchar y a ver El Gran Chaparral"


"El zueño es real, no oigo, no oigo, soy de palo"

Mientras, el gurú sectario, Fubarcas, aseguró que en Kaboosalen habrá clases... clases de Cowabungos, grandes y "menores". "Kalkatron tiene que funcionar", dijo a medios locales. "Si nos obligan a que actuemos con más determinación quienes se oponen a este sueño mío de todos los Cowabungos, tendremos que sacarlos (en nuestras tiras), pues nos dan mala imagen".


La verdadera gente de la hindustria se ríe de Fubarcas.